Cómo la criptomoneda y los servicios de criptomoneda ayudan a las empresas de minería de metales a aumentar su capital

Últimas noticias

How Cryptocurrency services help metal mining companies

Puntos clave:

  • Las industrias extractivas tienen la oportunidad de obtener valor de las criptomonedas.
  • Hay muchas oportunidades para el crecimiento del capital económico y social.
  • El capital económico provendría del valor subyacente de las criptomonedas, mientras que el capital social provendría de la prensa positiva de ser respetuoso con el medio ambiente.
  • El experimento de Exon Mobil con la minería de Bitcoin como herramienta para combatir el cambio climático es un indicador positivo del potencial que tiene la criptomoneda para las empresas energéticas y los mineros de metales.

Las criptomonedas han crecido en popularidad principalmente como herramienta para la inversión especulativa del dinero minorista. Sin embargo, las criptomonedas también tienen un gran potencial para generar y aumentar el capital en otras industrias. Las industrias extractivas, por ejemplo, tienen un gran potencial para las criptodivisas.

El experimento de Exon Mobil

Exon Mobile anunció recientemente que estaba utilizando el exceso de gas natural para minar Bitcoin. La empresa declaró que lo estaba haciendo de forma piloto en Dakota del Norte y que, si tenía éxito, lo ampliaría a nivel mundial. Se espera que esta medida tenga dos beneficios clave para la empresa. 

La primera es hacer crecer la base de capital de Exon Mobile, ya que el Bitcoin minado es un activo. Con el precio a largo plazo de Bitcoin siempre en trayectoria ascendente, no hay duda de que Bitcoin será una adición positiva a la base de capital de Exon Mobile a largo plazo. 

Exon Mobile también está dispuesta a ganar capital social con la iniciativa de utilizar su exceso de gas natural para extraer Bitcoin. En las últimas dos décadas, las empresas energéticas se han convertido en el objetivo de los activistas del cambio climático, que consideran que estas empresas desempeñan un papel importante en la destrucción del medio ambiente.

Además de los vertidos de petróleo, las empresas energéticas se llevan la palma por la quema de gas, que contribuye negativamente al efecto invernadero. Si la medida de extraer Bitcoin utilizando este exceso de gas funciona, acabaría con la prensa negativa que reciben Exon Mobile y otras empresas energéticas como contaminantes.

Sin embargo, no sólo las empresas energéticas pueden generar y hacer crecer el capital social y económico a partir de las criptomonedas. La oportunidad también está ahí para las empresas de minería de metales. 

Por ejemplo, la minería del oro es una de las mayores industrias extractivas de Sudáfrica. Como tal, es una buena representación de cómo las empresas de minería de metales pueden beneficiarse de las criptodivisas tanto generando como haciendo crecer el capital. 

La oportunidad para los mineros de oro en Sudáfrica

En noviembre de 2021, el consejo sudafricano de minerales anunció que puede generar hasta 3900 MW de energía renovable que pueden satisfacer rápidamente una parte considerable de las necesidades energéticas del país. Sin embargo, identificó dos retos clave: los impuestos y el coste. El Consejo de Minerales anunció que el paso a la generación de energía costaría a los mineros 60.000 millones de rands (3.700 millones de dólares).

La cuestión fiscal es administrativa y puede resolverse fácilmente a través de la legislación. En cuanto al capital, las criptomonedas ofrecen una enorme oportunidad para ayudar a las empresas mineras a alcanzar sus objetivos de generar una cantidad considerable de energía renovable. 

Para empezar, las criptomonedas actúan como un incentivo para que las empresas mineras de oro y otros metales de Sudáfrica se dediquen a la generación de energía. Esto se debe a que existe un incentivo financiero real para generar energía renovable y utilizarla para la distribución y la minería de criptodivisas.

Este doble enfoque de generación de energía para la distribución y la minería de Bitcoin es un gran incentivo para inyectar los más de 3.000 millones de dólares de capital para generar energía renovable. Esto se debe a que el Bitcoin, a pesar de su volatilidad, es un activo de alto crecimiento, que ha dado a los inversores miles en porcentaje de ganancias en la última década. Si las empresas de minería de metales se dedican a la extracción de Bitcoin, será más fácil reunir el capital necesario para una operación a una escala tan grande. 

También está el aspecto del capital social. Al igual que las empresas energéticas, las empresas mineras de oro y otros metales son un gran objetivo para los ecologistas por su huella de carbono. Al impulsar la minería de criptomonedas como un incentivo para financiar la energía renovable, las empresas mineras de metales pueden, en última instancia, impulsar la neutralidad del carbono, y eso es algo importante para crear una percepción positiva y, por extensión, el crecimiento del valor. 

Las criptomonedas tienen un impacto positivo a largo plazo en el capital de las empresas de minería de metales. Consiguen mantener una clase de activos que ha demostrado tener buenos resultados a lo largo del tiempo. También consiguen impulsar su capital social al cambiar la narrativa sobre cómo la gente los percibe. 

El capital social y la conexión con las criptomonedas

El capital social es un negocio aún mayor a largo plazo que el dinero que las empresas de minería de metales pueden generar por la tenencia de criptomonedas. Esto se debe a que los gobiernos se inclinan cada vez más por políticas que favorecen a las empresas verdes. Los consumidores y los inversores institucionales, como los fondos de pensiones, también están favoreciendo cada vez más a las empresas neutras en carbono. 

En esencia, al impulsar la incorporación de las criptomonedas en sus objetivos de política renovable, las empresas de minería de metales pueden obtener mejores incentivos fiscales de los gobiernos, llegar a un mayor número de consumidores y atraer grandes cantidades de dinero de todo el mundo en busca de sostenibilidad. Es una ganancia en ambos sentidos para las empresas metalúrgicas.